LEYES POR LA DIGNIDAD Y LOS DERECHOS



Mohannad Doughem, ingeniero y músico sirio-palestino, se ha visto obligado a separarse de su familia y quedarse en España. Es natural de Alepo (Siria), donde daba clase en la Facultad de Ingeniería Eléctrica, a la vez que trabajaba en una empresa francesa. Ya ha tramitado la solicitud de asilo y reside en Sevilla. 



“Yo tenía una vida normal en un país precioso y tranquilo. Pero empezó la guerra y vi que no había soluciones cercanas en el tiempo. Por ello decidió huir: “Solo podía ir a Argelia o Malasia, porque tengo nacionalidad palestina. Eso hace muy difícil que un país me acoja o me dé un visado”. 



En Argelia trabajó para poder sacar a toda su familia de Siria. “Tuve que organizar dos viajes peligrosos a través del mar para mi familia. mi hermano de Argelia a Italia por mar, y mi familia, de Turquía a Grecia también por mar”. 



Una vez que toda su familia estuvo a salvo en Suecia, él salió rumbo a Europa, entrando en España por Melilla. Quiso viajar a Suecia, pero allí le dijeron que tenía que volver a España por el convenio de Dublín”.

Comentarios