DECENAS DE VECINOS DE MADRIDEJOS PARTICIPAN EN UNA RUTA URBANA EN BICI

¿POR QUÉ NOS ENFADAMOS CUANDO TENEMOS HAMBRE?





Un equipo de psicólogos de la Universidad de North Carolina at Chapel Hill (EEUU) ha llegado a la conclusión de que una compleja combinación de estadios emocionales que van más allá de un simple bajón de azúcar pueden provocar que cuando se tenga hambre aparezca el enfado.


Las situaciones desagradables crean un contexto en el que el hambre nos afecta más negativamente, así se ha experimentado en un ensayo con 400 personas a quienes se les presentaron distintas imágenes. Los participantes más hambrientos daban más puntuaciones negativas a la imagen.


Cuando somos más conscientes de nuestras emociones y de cómo nos sentimos, somos más capaces de dominar el malestar que nos produce tener el estómago vacío.


Fuente: Muy Interesante

Comentarios