ADELGAZAR ES CADA VEZ MÁS DIFÍCIL

PINTAR PARA SENTIR EL ARTE, ENSEÑAR A PINTAR PARA COMPARTIRLO

La pintora madridejense lleva 17 años enseñando el arte de pintar un cuadro


María Teresa Moreno Díaz, ha expuesto por sexta vez en la Casa de la Cultura de Madridejos el pasado fin de semana. Esta exposición que ha estado abierta de viernes a domingo por las tardes ha recogido un total de 40 obras de sus alumnos y dos de ella, uno “Las Meninas” de Velázquez y otra dedicada a su padre, Wenceslao Moreno.

La pintora amateur, autodidacta y entregada a su pasión por la pintura, lleva diecisiete años transmitiendo a sus alumnos el manejo del lápiz y el pincel para hacer creaciones artísticas, igual que las ha hecho ella a lo largo de su vida, y cuya afición ha retomado, tras un largo paréntesis en el que no se dedicaba a la creación pictórica por estar volcada en su labor de enseñar.

Teresa Moreno fue la creadora de la primera escuela de pintura de Madridejos por la que han pasado decenas de alumnos, solo ha expuesto en la Casa de la Cultura de Madridejos y participado en algunos concurso de pintura rápida, donde ha obtenido algún que otro premio.

“Empecé a mover el tema de la pintura creativa en taller en Madridejos hace años, y desde entonces han sido muchos mis alumnos. En el último año he rebajado la matrícula porque siento la necesidad de volver a pintar, ya que la escuela me ha impedido ponerme con mis creaciones por falta de tiempo, y ya era necesario volver al origen de mis tiempos como pintora”, confesaba Terena Moreno.


No es amante de participar en concursos pero sí de transmitir todo su saber a aquellos que comparten con ella el gusto por la pintura, y este hecho la ha ha llevado a ser reconocida localmente como una de las mejores pintoras del municipio, parte de instructora o mentora.



Actualmente tiene unos cuarenta alumnos, lleva dando clases desde los 20 años, y en su exposición “Teresa y sus alumnos” ha recogido la obra de sus alumnos a partir de los cinco años en adelante, aunque sí es verdad, que este año ha tenido menos gente joven y se ha centrado en los niños y personas adultas, que han sido quienes, junto a ella han expuesto en la Casa de la Cultura.

“Como puedes observar en la exposiciòn, utilizo todo tipo de técnicas, a partir de saber qué es lo que quiere mi alumno en concreto, quien en primer lugar cuando llega a mi escuela le enseño dibujo, después el tema del color y luego la técnica, y elijo la técnica dependiendo de la edad, así pintamos témperas, acuarela, carboncillo, óleo, entre otras”, indicó Teresa Moreno, quien ha estado en la exposición de pintura recibiendo al público.

La pintora además se adapta a la elección del alumno, pues hay personas que están interesadas en conocer una técnica determinada, entonces ella directamente se pone con ella para formarle en la técnica que demanda.

Los alumno suelen aprender a partir de láminas, pero también se trabaja la creatividad, sobre todo si lo demanda el alumno, pero sobre todo enseña técnica, porque la técnica es la base de la creatividad, la base para elaborar una obra de forma adecuada.

La escuela de María Teresa Moreno Díaz no tiene nombre, pero la identifica esta pintora madridejense de la que siente orgullosos sus alumnos por lo mucho que han aprendido y siguen aprendiendo de ella.

En definitiva, María Teresa Moreno Díaz comenzó a pintar para sentir el arte que la empuja a vivir y lo enseña para compartir ese sentimiento con sus alumnos.





Comentarios